VIVIR CON MÚSICA ¿O CON RUIDO?

Creo que la vida es como la música, un conjunto de sonidos y silencios. Tú decides qué melodía dirige tu día a día, cual es la canción que se repite en tus hábitos diarios, esa que creas en cada momento, qué estilo musical destaca en tus acciones, tus relaciones, tu comportamiento.
El hombre que canta para vivir con música ¿o con ruido?
El hombre que canta

Al pensar en todo esto, me he dado cuenta de que he tenido la oportunidad de vivir situaciones que han puesto a prueba mi capacidad para mantener la música que quiero que predomine en mi vida, que ha sido desafiada por el ruido.

MÚSICA vs RUIDO

Tomando el diccionario de referencia, define el concepto de “ruido” como un sonido desagradable para la audición, que puede enfermar al individuo, relacionándolo con la “contaminación acústica”. Las alusiones peyorativas hacia la palabra son múltiples, encontrándose en dichos como “mucho ruido y pocas nueces”, “quitarse de ruidos”, y podrían seguir los comentarios negativos.

La música en cambio se define como un arte de organizar de manera sensible y con criterios armónicos, melódicos y rítmicos los sonidos y los silencios.

La bailarina vive con música ¿o con ruido?

En la creación de la música participan estados emocionales, psicológicos y por lo tanto, anímicos.

Cualquier músico profesional nos diría que la música es el conjunto de notas formadas por sonidos y silencios. Escuché a un experto en el tema decir que el mejor músico, o los mejores, dominan el uso de los silencios. Esto me ha hecho pensar que en la vida diaria nos cuesta mucho incluir el silencio.

Lamentablemente solemos vivir con ruido, no con música. Es una odisea pararnos a sentir y dejar de pensar. Puede que a veces digamos que no nos dejan las situaciones externas, pero en realidad, somos nosotr@s quienes no nos lo permitimos, pues saldríamos de nuestra zona de confort.

¿QUÉ DIRIGE TU VIDA, LA MÚSICA O EL RUIDO?

De nuevo… EL PILOTO AUTOMÁTICO

El piloto automático domina nuestras vidas; ser conscientes de esta trampa de la mente ayuda. Es momento entonces de aflorar nuestra creatividad y trabajar desde ese punto incómodo en el que no queremos estar, pero que es el que nos ayuda a crecer y evolucionar.

¿Por qué el ruido se cuela en nuestras vidas?

Prisas, estrés, rutinas, falta de tiempo, … son las excusas que tod@s o la mayoría de las personas ponemos a la hora de contestar a esta pregunta. Pero, si nos paramos un momento, … (¡A que dirás que no tienes tiempo!), pero, insisto, … aunque sea difícil, párate y siente, …

Para vivir con música necesitamos pararnos a sentir, sino será el ruido el que dirige nuestra vida.

…a lo mejor estás cómod@ siguiendo tus rutinas de prisas y estrés; quizás necesitas tener continuamente esa sensación de falta de tiempo, … ¿por qué? porque hay que ser muy VALIENTE para parar y afrontar el reto de mirarte a tí mismo, analizar qué estás haciendo con tu vida, qué es lo realmente importante. Puede que la respuesta te asuste y simplemente por esto estás evitando hacerte la pregunta. A lo mejor te das cuenta de que no le estás dando importancia a lo más importante.

Motivos del ruido mental

Culpables, culpables y más culpables. Es increible, pero haz la prueba, desde que te levantas. Te das un golpe con la pata de la cama y le echas la culpa a esa dichosa pata por estar ahí. Seguramente si la cama estuviera bien diseñada tú no te habrías dado el golpe (los diseñadores no saben diseñar, ¿verdad?).

Desayunas, apenas tienes tiempo porque te has levantado tarde, pero es que si no estuvieras tan cansad@,… Anoche tuviste que dejarlo todo preparado. Pudiste aterrizar en casa, después de una eterna jornada laboral y el agotamiento que sientes es una evidencia.

Con este cuadro vital es comprensible que los problemas crezcan, no sólo tus hij@s.,… pero ¿quien te exige tanto? Tú dirás -“tod@s”. Yo te contestaré: -”¿seguro?”.

  • ¿Quién decide los límites que estableces en tu vida, tú o los demás?
  • ¿Quién tiene la última palabra?
  • ¿Quién te obliga a hacerlo tú todo?
  • ¿Por qué no estableces prioridades en las tareas cotidianas de las que te has adueñado?

Tú me contestas:

-“es que todo es importante”.

Yo te replico:

-“depende… quizás empezar a delegar sea lo importante”

Creo que en la sociedad que hemos construido, cada vez es más difícil vivir con una melodía acorde a nuestro ser interno. Nuestra percepción de las situaciones externas, ponen a prueba nuestros cimientos y los tambalean, de manera que nos cuesta mucho incluir silencios para transformar al ruido en música.

El acomplejado ruido contInuamente se enfrenta con la música, celoso y frustrado por el potencial y la pasión que ésta despierta.

J. Martos Latorre
Baile flamenco que despierta pasión, sentimientos, emociones. Un género de música que no le gusta al ruido.
Baile flamenco

Una persona que vive con ruido no soporta a la que desprende música. La persona con ruido se crispa con cualquiera que transmita alegría, positivismo o armonía. No aguanta tener cerca al equilibrio en cualquiera de sus manifestaciones, ni mental ni emocional y este sufrimiento afecta a su cuerpo físico. Así que, ¡Cuidemos nuestra música!

RECOMENDACIONES:
Please follow and like us:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *